En el marco del estado de catástrofe que vive el país la Universidad de Tarapacá ha definido dos pilares fundamentales, definidos a modo de políticas institucionales, para guiar la actuación educativa: primero, la protección de las personas; segundo, la realización plena del servicio público.